EL VALOR DEL CENTRO

Las mejores confesiones de Aznar a Jordi Évole con revelaciones inéditas

José María Aznar en su primera entrevista con Jordi Évole en La Sexta. (Foto: Atresmedia)
José María Aznar en su primera entrevista con Jordi Évole en La Sexta. (Foto: Atresmedia)
Una entrevista con el telón de fondo del enfrentamiento de La Moncloa con el Banco de España, y el hartazgo y la dura condena de las asociaciones empresariales al vandalismo en Barcelona no condenado por la CUP ni Podemos.
Magnífica entrevista de Jordi Évole al expresidente del Gobierno, José María Aznar. Fue una entrevista en Lo de Évole en La Sexta de ritmo y planos estudiados para mantener un cierto clima de misterio e intriga. Tuvo la oportunidad y acierto de estar unida a la actualidad por celebrarse el 28 de febrero el XXV aniversario del triunfo de la derecha liberal en España.

El expresidente fue muy cauto sobre el Partido Popular y el escenario de fugas producido y que se plasmó en las escisiones de Vox y Ciudadanos de signos bien diferentes. ¿Cómo puede volver el PP a ocupar el centro y reunificar a sus electores para convertirse en la casa común de diferentes sensibilidades? Aznar no dio pistas ni detalles sobre el hombre o la mujer que podria acometer esa reagrupación de electores. Pero mostró que es asunto que le preocupa, que  sigue y que la solución para él es la de escoger con decisión el camino del centro.

En la entrevista, negó haber “recibido jamás un sobresueldo” pero asegura que “solo pongo la mano en el fuego por mí”. Cuando fue preguntado por Juan Carlos I, con quien presume de haber tenido una "impecable relación institucional", afirmó que "las sociedades se rompen deslegitimando las instituciones, si el que las representa no cree en ellas por qué iban a hacerlo los ciudadanos".

Respecto a Cataluña, recordó su pacto con Jordi Pujol. "Ojalá se llegase a ahora a acuerdos así". Afirmó sobre la actitud de los líderes independentistas que "dar un golpe de Estado no puede salir gratis". Y no aceptó que se comparen los indultos que él ejecutó en tiempos de los GAL con la sedición en Cataluña, que él entiende más como rebelión.

"A los políticos presos en Cataluña no les indultaría". A las preguntas de la corrupción, aseguró que "no me arrepiento de nada, si hubiese visto algún delito lo habría corregido. Pero no creo que se haya podido producir sin yo enterarme".

Evitó pronunciarse sobre si este es el peor momento de la historia del partido que lideró, pero sí destacó que "no ha pasado ni un solo día sin que alguien me haya pedido que volviera a la política". Enfatizó que no tolera "que se trate al PP como una banda criminal" afirmando que "el progreso y la democracia en España no se escribiría sin él".

Cuando España "iba bien", aseguró que "no me sentía el puto amo", pero cuando el país sufrió tampoco se arrugó. "El terrorismo no es un pie de página en nuestra historia", sentenció. Sobre el 11-M se reafirmó en que "el atentado lo ideó gente que conocía muy bien este país" y no habitantes de desiertos remotos.

Preguntado por la situación de Juan Carlos I, ha pedido que los "errores lamentables" del rey emérito no deben "empañar" el legado institucional de quien fuera Jefe del Estado y ha defendido que la monarquía es "Constitución, ley, estabilidad y es posibilidad de progreso" por España.

A su juicio, Juan Carlos I "al margen de los episodios" por los que se les investiga, ha sido decisivo para el progreso histórico de España. "Es el recuerdo que quiero mantener. Los errores, en mi opinión, son errores lamentables que no empañan ni eliminan la posibilidad de ensalzar ese legado". Subrayó la relación institucional impecable que mantuvieron durante su etapa de Gobierno.

Al ser preguntado expresamente qué se le pasó por la cabeza, dado que ha sido inspector de Hacienda, cuando se enteró de que el rey emérito no pagaba todos sus impuestos, señaló que "no es por ser inspector de Hacienda, más bien por ser contribuyente". Insistió en que las normas están para cumplirlas” y hay que respetarlas.

"La ley está para cumplirla. ¿Cómo se rompen las sociedades? Pues deslegitimando las instituciones. Si el que representa a la institución no cree en la institución, ¿por qué van a creer los demás?", se preguntó

Sobre un hipotético regreso a España de Juan Carlos I, ha recordado que es un ciudadano que puede regresar cuando quiera porque no está acusado de ningún delito y en nuestro país no existe la figura del exilio como, en su opinión, denuncian algunos representantes políticos.

"No es una cuestión de gusto, puede volver cuando quiera", enfatizó lamentando que personas ahora con responsabilidad no crean conveniente que el rey emérito pueda regresar a España. "La monarquía es Constitución, es ley, estabilidad, es la posibilidad de regreso a España", insistió.

Sobre la corrupción  por los que está siendo investigado el Partido Popular, Évole recordó que "en su escrito a la Fiscalía, el señor Bárcenas habla de personas con nombres y apellidos con complementos salariales con dinero negro durante la etapa en la que él era el tesorero” y señala que, entre estos nombres, se encuentra el de Mariano Rajoy después de que se despejara la incógnita de quién era M. Rajoy".

"¿Era conocedor de algo de esto?",  preguntó Évole. Aznar, quien insiste que él no ha recibido un sobresueldo nunca. A la pregunta de si pone la mano en el fuego por Mariano Rajoy, Aznar fue  tajante "La pongo por mí", sentenció
 
Hablaron también del final de su mandato y del 11-M. "Usted aquella mañana, por ejemplo, alrededor de las 13:00, llama a directores de periódico para decirles que ha sido ETA", recordó Évole. Aznar afirmó que "toda la información que tenían es que fue ETA"

"Usted, incluso, ha añadido que algunos de esos directores, como el director de El País, le comenta que "ya era en lo que estaban trabajando’". Algo que Aznar detalló. "El primero que sale a lamentar el atentado es Ibarretxe y el segundo que sale es Rodríguez Zapatero. El último que sale es el Gobierno porque yo exijo que a mí se me dé toda la información y garantías que demuestren que esa sospecha es así", explicó.

"Cuando tenemos toda esa información en la cual nos dicen todos los servicios que ha sido ETA, entonces, el Gobierno salió decir que ha sido ETA”" insistó Aznar, que afirmó que recuerda "muy bien la voz de una persona en una emisora de radio diciendo que tenía delante una foto de los tres terroristas de ETA que habían atentado en Madrid".

"¿Quién lo dijo eso?", preguntó Jordi Évole a Aznar, quien habló de Antonio García Ferreras

"Me recuerda un poco a Pablo Iglesias cuando señala a los periodistas", respondió tajante Évole. Le recordó que el director de entonces de El País no dice lo mismo que Aznar, sino que afirma que informaron de que había sido ETA cuando el propio Aznar se lo confirmó.

Sobre Donald Trump, a la pregunta de si habría tenido con el expresidente la misma relación que con Bush hijo, José María Aznar respondió muy tajante. “No. Le voy a decir una cosa, yo nunca hubiese votado a Trump, nunca. Sin duda, hubiera votado antes a Joe Biden o Hillary Clinton”.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS