ISABEL DÍAZ AYUSO

"España me debe una, hemos sacado a Pablo Iglesias de La Moncloa"

"España me debe una", la reacción de la presidenta de Madrid. (Foto: La Sexta)
Iglesias deja el Gobierno y marca a Sánchez la remodelación: Toni Cantó dimite de la Ejecutiva de Inés Arrimadas; y Ciudadanos contacta con Vox para reactivar su moción de censura en Región de Murcia.


Un lunes 15 de segundo terremoto político en España con nuevos frentes:

- El vicepresidente Pablo Iglesias dejó el Gobierno para ser candidato en Madrid y ofreció a Íñigo Errejón un frente común entre Unidas Podemos y Más Madrid.

Iglesias designó a la ministra Yolanda Díaz como vicepresidenta segunda y candidata de Podemos en las próximas elecciones generales. Colocó a la vez a Ione Belarra como ministra de Asuntos Sociales.

- La apacible cumbre hispano-francesa que había organizado Pedro Sánchez para fotografiarse junto a Emmanuel Macron en la tumba de Manuel Azaña saltó en pedazos a las 11 de la mañana. El presidente del Gobierno español recibía una de las llamadas telefónicas más inesperadas (e incómodas) a las que ha tenido que contestar desde que llegó al poder. Su vicepresidente segundo le llamó para informarle del golpe que acababa de dar en el Consejo de Ministros durante su ausencia.

- Toni Cantó dimitió tras los cambios anunciados por Inés ArrimadasCiudadanos admitió que ha tanteado a diputados de Vox y les ha pedido un esfuerzo para reactivar la moción de censura contra el PP en Región de Murcia.

Ante el nuevo escenario, la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, se pronunció sobre el anuncio de que el fundador de Podemos y vicepresidente segundo del Gobierno se medirá con ella en las urnas el 4 de mayo.

"España me debe una, que hemos sacado a Pablo Iglesias de La Moncloa", afirmó. La presidenta ha decidido cambiar su lema de "socialismo o libertad" a "comunismo o libertad, que es exactamente lo que representa Madrid: libertad".

"Es una persona afín a independentistas, al entorno de ETA, ha estado actuando siempre contra la Comunidad de Madrid y los intereses de todos los ciudadanos, ha fomentado y cree vivamente en la expropiación, en la okupación, en la intervención de la empresa, en boicots o por ejemplo en ataques desmedidos contra el Isabel Zendal, fomentando huelgas y, sobre todo, quemando las calles de Madrid como hemos visto en las últimas semanas, que es el primero que lo ha alentado y jaleado", aseguró la presidenta.

Señaló que desconoce si la candidatura de Iglesias la beneficiará o la perjudicará pero expresó su preocupación porque que se apliquen en la comunidad "políticas que han arruinado a países enteros".

"Me preocupa que vayan contra el empresario, contra el autónomo, contra los ciudadanos que todos los días libremente van a trabajar, eligen el colegio que quieren para sus hijos y una sanidad de calidad. Me preocupa el retroceso, el caos, la revolución, quemar las calles y que los poderes públicos lo instiguen. Me preocupan aquellos que atacan a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, polarizan y agreden. Eso es lo que me preocupa", enfatizó.

"A partir de este momento todos los que quieren vivir en libertad en la Comunidad de Madrid, ya sea inspirados por el socialismo o que formen parte ideológicamente del centro derecha se van a tener que unir, nos vamos a tener que unir, vamos a tener que aglutinar esfuerzos para demostrar que las políticas y la forma de vivir en Madrid va en una dirección absolutamente distinta a la del comunismo". enfatizó.

La presidenta de la Comunidad de Madrid ha insistido en que aspira a gobernar "en libertad", es decir, sin tener que formar una coalición, para tener un "Gobierno estable, que otorgue seguridad, certidumbre, y que vaya en una dirección" y que cuente con "los mejores economistas".

"Ése es el proyecto con el que me presento, sin desdibujarme, sin bizquear y sin miedo a nada, simplemente de manera honrada, trabajando y actualizando el programa electoral, demostrando todo lo que hemos hecho hasta aquí y humildemente pidiéndole el voto a todos los que no quieren que se pierda la Comunidad de Madrid como está pasando en otras autonomías y no digamos en otros regímenes".

Una respuesta inmediata y tajante a la irrupción de Pablo Iglesias y su nuevo plan de asalto político a la Comunidad de Madrid, Para los analistas, la primera lectura de estos acontecimientos en una legislatura que parece encaminarse hacia su disolución en el final de la pandemia y la convocatoria de nuevas elecciones generales en 2022. La Puerta del Sol, el nuevo banco de pruebas.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS