ELECCIÓN DRAMÁTICA

Movilizar a los moderados aunque estén hastiados, la llamada de Albert Rivera

Albert Rivera, una actividad frenética en el fin de campaña. (Foto: Ciudadanos)
Albert Rivera, una actividad frenética en el fin de campaña. (Foto: Ciudadanos)
"En España se puede ser independentista, liberal, conservador, socialista y hasta comunista. Pero no se puede ser violento y recibir dinero público", la posición de Albert Rivera en un incierto fin de campaña.
El Gobierno estudia impugnar ante el Tribunal Constitucional la iniciativa de Vox que propone ilegalizar los partidos independentistas que atentan contra la unidad de España. Fue aprobada en la tardel jueves 7 por la Asamblea de Madrid con los votos de PP y Ciudadanos.



En una entrevista en la Cadena SER, Pedro Sánchez tachó la  iniciativa de ejemplo de que “la ultraderecha” está “arrastrando” a los partidos de Pablo Casado y Albert Rivera en discurso “contrario a la Constitución y la Transición”.

La candidata de Junts per Catalunya (JpCat), Laura Borràs,  calificó de “hipócrita” a Pedro Sánchez. Consideró que “ahora parece que se horroriza porque partidos con los que se manifiesta quieren ilegalizar partidos independentistas”. Aludió así a la última concentración contra el procés en Barcelona en la que participaron dirigentes del PSOE-PSC, Ciudadanos, PP y Vox. Pero Laura Borràs no dijo la verdad porque en ese acto no se invitó a Vox por sus posiciones contrarias a la Constitución



Albert Rivera es muy consciente de la última trampa de Vox. El grupo parlamentario de Ciudadanos en la Asamblea de Madrid intentó durante todo el jueves incorporar enmiendas a la proposición no de ley. Pero Rocío Monasterio se negó cínicamente a aceptarlas. Ante la inminencia de las elecciones y la posibilidad de que un voto en contra o una abstención se interpretara como un síntoma de debilidad ante los independentistas, Ciudadanos optó por votar a favor.

La proposición no de ley aprobada el jueves por la Asamblea de Madrid instó al Gobierno central a ilegalizar a "los partidos separatistas que atenten contra la unidad de la nación". Además, pidió a la Unión Europea que inscriba a los Comités de Defensa de la República (CDR) en la lista de organizaciones criminales y terroristas y reclamó que este grupo no reciba subvenciones ni ayudas públicas.



Albert Rivera analizó esta situación en el final de campaña. “Nacimos como los salmones, remontando el río”. aseguró a Antonio García Ferreras en La Sexta. Insistió en que su afán, objetivo y misión se centra en movilizar a los moderados, “aunque estén cansado y hastiados”, porque “corremos el riesgo de que los extremistas tomen fuerzas”.

Sobre un posible relevo de Inés Arrimadas al frente de Ciudadanos si los resultados son malos el domingo, ha defendido que se metió en política porque le apasiona España.



Sobre la última trampa de Vox a Ciudadanos, fue tajante. Defendió que en España se puede “ser independentista, liberal, conservador, socialista y hasta comunista”, pero “no se puede ser violento y recibir dinero público”. zanjó y sentenció.

Comparte esta noticia

COMENTARIOS